Restaurante Bri de Safrà

Fuimos con unos amigos un sábado a mediodía al estar de visita en Valencia. Nada más entrar ya sabes lo que debes comer aquí... arroz, de cualquier tipo, pero típico de Valencia. La decoración es típica valenciana con las paredes de azulejos que dotan el ambiente de un cierto toque clásico de la zona.

De entrantes tomamos berberechos y calamar a la espalda. De plato fuerte, como no, un arroz de pato y foie.

La carta de vinos esta perfecta, con varias DO de valencia, utiel-requena, bierzo, montsant, mancha, rioja, ribera, rueda, priorat... Podrían mejorar el servicio del vino. Lo demás todo correcto.

RCP buena.

ESCRIBE TU OPINIÓN

HAY 5 OPINIONES
Default Avatar
María de la Vega González

4 de septiembre de 2017 a las 20:35

Nunca nos hemos sentido tan estafados. Precios abusivos por raciones mínimas. Sabíamos que siendo un restaurante en plena Plaza de la Reina, al lado de la catedral, los precios serían caros. Aun así pedimos los platos viendo claramente los precios en la carta. Nuestra sorpresa vino con el tamaño de las raciones. Nos cobraron 9,80€ por 4 croquetas pequeñas de jamón (¡¡¡más de 2€ por croqueta!!!), 13€ por 8 anillas pequeñas de calamar a la romana (unos 3cm de diámetro), 5,40€ por 3 raciones de pan (lo que vendría a ser más o menos una barra de pan, que en una panadería no llegaría a 1€). En el menú del día había paella. Preguntamos si se podía pedir un plato aunque no estuviese en carta. El menú completo (2 platos + postre + bebida) eran 12€, y por un simple plato de cantidad bastante normalita nos cobraron 15€, ¡¡¡más que por un menú completo!!!

Sumando los tiempos de espera, el mínimo tamaño de las raciones, la calidad bastante pobre de los platos y el trato del personal, podemos concluir que fue una de nuestras peores experiencias gastronómicas (por no decir la peor).

Default Avatar
Sonia

19 de noviembre de 2016 a las 16:23

Fuimos tres personas, comida mala. Entre plato y plato más de media hora para que después traigan un arroz malo y aceitoso. No se lo recomendaría a nadie. Para colmo CARO.

Default Avatar
Casandra

15 de agosto de 2016 a las 16:59

Un restaurante pesimo,nos hemos sentado en la terraza pensando que seria un buen sitio puesto que de decoracion y apariencia es bonito, pedimos menu,para empezar una vez que pedimos nos indican que en el menu no esta incluida la bebida(debe ser el unico restaurante que no incluye la bebida en un menu) pero bueno, pedimos cerveza para beber y directamente sin ni siquiera preguntar nos traen una especie de vaso de tubo fino de abajo y ancho de arriba(tampoco mucho mas ancho que la parte baja) y cuando llega nuestra sorpresa? En la cuenta...por ese vaso muy pijo pero con poca capidad nos cobran 4'8 euros, al pedir explicaciones nos dicen que tienen tamaños mas pequeños pero que si el cliente no dice nada que ponen directamente ese...como si el cliente fuera adivino de sus vasos...claramente un timo, zona de turista timo al canto...y las camareras en nuestro caso no han hecho el mas minimo intento de disculpa ni nada al pedirles la hoja de reclamacion...su contestacion en la misma ha sido que los precios estan en la lista de precios la cual ni si quiera tampoco nos han dado ni estaba a la vista para los clientes.
Pero no acaba la cosa...pedimos tambien ensalada de Valencia( supuestamente lleva atun...) pues para ver el atun en la misma y que no fuera solo lechuga y mucha zanahoria hemos tenido que pedir que por favor nos pusieran algo mas de atun...y el poco mas de atun se lo han tomado al pie de la letra...poco pero poco poco por no decir nada.
Mucha placa de Chicote en la puerta pero una mierda.

Default Avatar
loli

13 de octubre de 2015 a las 19:00

El servicio pésimo, primero pusieron la paella y después la ensalada. Y la jarra de sangria ( todo cubitos ) 18€.

Default Avatar
Miguel

2 de marzo de 2012 a las 18:27

Es un restaurante encantador, con un buen ambiente familiar y un trato cercano. La comida, además, está muy buena, muy bien elaborada y sabrosa. Muy recomendable.